VARELENSES POR EL MUNDO

Con Mauricio Anachure en Barcelona

Revista » 01/02/2018

Cientos de personas vienen y van por el Passeig de Gracia de Barcelona. Es una mañana agradable y soleada de junio de 2017 y los que están trabajando -muchos- se mezclan con los viajeros que desde todo el Mundo llegan a conocer uno de los destinos más atractivos de España. Luego de pasar por la imponente Casa Mila, popularmente conocida como La Pedrera, la increíblemente modernista obra de Antoni Gaudi que se construyó entre 1906 y 1910, a unas diez cuadras de la Plaza de Cataluña, se levanta el lujoso Hotel Majestic, en cuya terraza funciona una piscina y un resto bar que parecen ajenos al frenetismo que se ve varios pisos más abajo. Hasta allí vamos con Mauricio Anachure, este varelense de 38 años que reside en esta gran ciudad y se desempeña como Consultor Externo de proyectos de la Comisión Europea en la plataforma de inversión para empresas Horizon 20/20. Con él nos encontramos para que nos cuente algo de su vida en este fabuloso centro turístico europeo que para ese momento, aún no había vivido el atentado de las Ramblas, que acontecería en agosto, ni el escándalo de la fallida declaración de independencia, en octubre.

-Hablemos de tus años en Florencio Varela. ¿Dónde estudiaste?
-Hice la primaria en el Sagrado Corazón, y como a los 18 años me mudé a Buenos Aires, la secundaria la hice una parte en el Lasalle, y la otra, cuando volví a Varela, en el Instituto Santa Lucía. Entre mis compañeros estaban Adrián Sosa, Sergio Boccuzzi, Leo Calvi…
-¿Qué recordás del Santa Lucía?
-Fue bonito. Venía de un colegio que era sólo de hombres. Encontrar mujeres en el aula me hizo cambiar mi enfoque educativo, al encontrar muchas distracciones. Tengo presente a Ricardo Díaz, el profesor de Físico-Química, que me enseñó mucho, más allá de lo referente a su materia, por la formación que nos dio. Y recuerdo a María Matilde. Cómo olvidarla… Y a Elena, una profesora de Religión que murió en un viaje a Bariloche. También los bailes del Santa… Los pavos reales. Cada vez que vuelvo a Varela paso por la puerta del colegio para verlo. Fue una etapa que recuerdo con mucho cariño.
-¿A qué te dedicaste?
-Trabajé para la empresa de turismo Río de la Plata, con Martín Castelló, “Nube” Javier Loto, Gustavo Guzzetti… Ahí, mientras estudiaba, empecé a interesarme en la parte comercial, que sigo explorando. Todo lo que aprendí cuando vendía viajes estudiantiles es un pilar fundamental de mi actividad más profesional de hoy. De esa época también recuerdo los bailes de El Banco, con Alfonso Ruiz y “Tinieblas” Ezequiel D´Aureli y los bailes de La Morada.
-¿Cómo decidiste irte del país?
-Empecé a trabajar en una de las operadoras más grandes de Sudamérica de ese momento, Special Travel, en Patagonia, en Flecha Bus… Seguí trabajando en Turismo, también para el grupo Marsans, viajé mucho a Europa y en 2008 me tentaron para venir a trabajar aquí a Barcelona… Al poco tiempo la empresa se empezó a achicar, cerró y entré a la competencia, el grupo Barceló, por dos años… Hasta que me fui orientando a lo que es el marketing on line… En una empresa con la que terminé siendo socio. Después llegó otro proyecto, Viral Feel, que no terminó tan bien, que era una empresa de desarrollos on line para generar viralización, captación de bases de datos. Esto me metió en el mundo de las startups y de los desarrollos tecnológicos en Barcelona. Hoy sigo colaborando con la Cámara de Empresarios, donde doy capacitación gratuita a personas que se inician en un modelo de negocios. Es una especie de Consultoría que hago con varios profesionales.

Mauricio, a quien se nota arraigado y feliz, nos cuenta que estudió Administración de Empresas, pero no terminó la carrera. “Lo mío es a pulmón. Tuve la oportunidad de trabajar con muy buenos jefes que me permitieron aprender mucho, cosa que pude aplicar en algunos logros y eso me ayudó mucho. Aquí en Europa no se trata tanto de lo que hayas estudiado, sino de lo que sabes. Hay algunos temas de los que sé pero sobre los que hay que actualizarse todo el tiempo”.

(Ver nota completa en la edición de papel)


ver esta nota completa y otras en la REVISTA EXTRAORDINARIA DE MI CIUDAD. En todos los kioscos de Varela

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE