Científico varelense lucha contra el dengue, el zika y otros virus desde el CONICET

Salud » 01/05/2019

En un alto en sus ajetreados días de trabajo e investigación el Doctor en ciencias químicas, científico y docente universitario local, Gustavo Romanelli (53), explicó a Mi Ciudad en qué consisten sus últimas investigaciones que ponen de relieve la importancia en la prevención de dos virus que inquietan: el dengue y el zika. Romanelli es en la actualidad, investigador principal del CONICET, Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnica y trabaja actualmente además en el CINDECA, Centro de Investigación y Desarrollo de Ciencias Aplicadas.

-¿Cuál es el tema de investigación más importante en el que está trabajando actualmente?
-Mi área central de investigación en la Química Verde, en la cual se intenta rediseñar la preparación de compuestos químicos de utilidad en nuestra vida cotidiana, como los medicamentos, por ejemplo, a través de procedimientos compatibles con el medio ambiente, es decir que no generen residuos contaminantes difíciles de tratar y eliminar y que no perjudiquen la salud del hombre. Asociado a esta temática desarrollamos también nuevos compuestos químicos derivados de biomasa vegetal que son los biopolímeros y biocombustibles que podrían sustituir a compuestos no renovables que actualmente se obtienen del petróleo.
-¿Por qué en sus tareas se menciona a los virus del Dengue y el Zika?
-Porque dentro de mi línea principal de investigación un área de gran impulso es el desarrollo de compuestos químicos más seguros. Ellos son aquellos que conservan su actividad de origen, por ejemplo, en el caso de un plaguicida, éste debe conservar su capacidad de exterminar a la plaga, pero no debe afectar la salud del hombre, la de animales superiores como peces y mamíferos y el ambiente. Por eso se han comenzado a desarrollar herramientas informáticas que nos podrían ayudar a controlar enfermedades como el zika y el dengue.
-¿Cuál es el interés en desarrollar este tipo de herramientas?
-Particularmente, este trabajo lo hice en colaboración con el Investigador responsable del proyecto asociado a esta temática, el Dr. Pablo Duchowicz, investigador también de CONICET que trabaja en el Instituto de Investigaciones Fisicoquímicas y Teóricas (INIFTA). Ambos dirigimos la tesis doctoral de Laura Saavedra (becaria CONICET) en dicha temática. La propuesta de investigación se fundamenta en una de las problemáticas más importantes de la actualidad, el aumento de la temperatura media global del planeta, que ha permitido el incremento del área de desarrollo del mosquito Aedes aegypti y con ella la posibilidad de que muchos más habitantes del planeta contraigan fiebre amarilla, zika o dengue. Como bien me pregunta, nuestra investigación se fundamenta en el desarrollo de una herramienta computacional que tiene como objetivos orientar la preparación de nuevas moléculas similares a las de origen vegetal (de muy baja toxicidad) y que puedan actuar contra las larvas de los mosquitos que transmiten los virus del zika, el dengue, la fiebre amarilla y la chikunguña. Esto permitiría suplantar insecticidas químicos actuales que producen efectos adversos contra la salud de la población.
-¿Cómo es la forma de trabajar con esto?
-Aplicamos un modelo llamado de relaciones cuantitativas estructura-actividad, que nos posibilita anticipar las actividades biológicas de los compuestos químicos basándose en la estructura molecular (forma en el espacio) que los mismos poseen. Analizando más de 5000 propiedades o variables numéricas que describen aspectos relacionados a la estructura de las moléculas, seleccionamos las propiedades más relevantes que puedan tener esas moléculas para que puedan presentar acción larvicida. Las predicciones resultaron válidas para más de 60 insecticidas naturales ya reportados en la literatura.
-¿Cómo siguen las investigaciones y las tareas de aquí en más?
-Parte de los resultados obtenidos ya fueron publicados en la revista de repercusión internacional Science of the Total Environment relacionada con estudios sobre el medioambiente. Seguiremos buscando temáticas asociadas con el cuidado del ambiente y la salud humana, formando recursos humanos en ciencia con el apoyo incondicional de instituciones como el CONICET y la Universidad de la Plata. Aprovecho la oportunidad para agradecer al diario Mi Ciudad por permitir la difusión de nuestros resultados en materia de ciencia. Las enfermedades asociadas al mosquito Aedes aegypti son un tema a considerar ya que esas enfermedades podrían elevarse a más de 10 millones de casos por año solo en Latinoamérica.


TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE