El dengue en Varela



Informe Especial » 30/03/2024

El dengue está alcanzando cifras históricas, con más de 151.000 casos y 106 muertos registrados en todo el país al 25 de marzo pasado, la suma más alta desde 2009, lo que significa un incremento interanual de más del 2300 por ciento.

El dengue está alcanzando cifras históricas, con más de 151.000 casos y 106 muertos registrados en todo el país al 25 de marzo pasado, la suma más alta desde 2009, lo que significa un incremento interanual de más del 2300 por ciento. La situación también se agravó en Florencio Varela, donde en lo que va del año ya se confirmaron 1580 contagios, mientras que en todo 2023 sólo hubo 351. De esos 1580 casos, 150 están activos. El dato proviene de los registros del SISA (Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentino).
La zona más afectada de Argentina es el Noreste, pero en el AMBA varios son los municipios afectados. Además de Florencio Varela, se encuentran en alerta Berazategui, Quilmes, Avellaneda, Ezeiza, Esteban Echeverría, Almirante Brown, La Plata y Lanús, entre otros.
El Ministro de Salud provincial, Nicolás Treplak, adelantó que el problema va a permanecer hasta que las temperaturas bajen de 27 grados en adelante y eso puede durar hasta este mes, que podría «ser el peor».
Más de 38 grados de fiebre, cansancio, malestar gastrointestinal, erupciones en la piel, sangrados, vómitos, dolor de cabeza, detrás de los ojos, en las articulaciones y huesos son algunos de los síntomas de la enfermedad ante la aparición de los cuales se recomienda realizar una consulta médica.

Mi Ciudad entrevistó al Secretario de Salud de F. Varela, Dr. Ruben Trepichio, quien nos dio un panorama de cómo se está afrontando este tema en nuestro distrito. «Estamos ante un brote epidémico. El dengue aumentó mucho en la zona norte del país, que es una zona endémica, donde hay constantemente casos, pero también en la provincia de Buenos Aires, con 31 municipios con brote epidémico, y uno de ellos es Bahía Blanca, lo que habla del cambio climático. Además, se adelantó en cantidad de tiempo. Habitualmente esto se da en marzo o abril y en Varela tuvimos los primeros casos a partir del 10 o 15 de enero. Los primeros como en todos lados fueron los que se llaman casos importados, de gente que viene de otros lugares, como Chaco, Formosa o Paraguay con la enfermedad y acá como está el mosquito circulando eso genera que esa persona infectada en esos primeros siete días contagie a otro.

-¿La única manera de contagiarse es que el mosquito pique a alguien que está infectado?
-Es así, la transmisión no es de humano a humano sino a través del vector que es el mosquito Aedes Aegypti. La hembra del mosquito para reproducir sus huevos, pica a una persona que tiene dengue y se contagia y después pica a otra porque quiere más sangre para seguir manteniendo fertilidad a sus huevos y ahí lo contagia. El mosquito queda contagiado hasta que muere.
-Hubo muchas lluvias recientemente. Eso también hizo que los mosquitos se propaguen…
-No, hay una diferencia notable que tenemos que mencionar. El mosquito del dengue crece en agua limpia estancada y es intra domiciliario, o peri domiciliario, es decir, está en objetos que acumulen agua limpia. Tampoco crece en el pasto. Ese mosquito molesto que vemos todo el día y sale del pasto generalmente es un Aedes pero es el Albifasciatus o el mosquito Culex que son los dos más comunes. El Aedes Aegypti pone los huevos dentro del domicilio, en algún reservorio de agua dentro de las casas, donde hay que ver si hay unas pequeñas larvitas en el borde, en las canaletas, en los tanques que no tienen tapa. El Aedes Aegypti tiene un vuelo bajo y habitualmente pica de la rodilla para abajo. Tiene hábitos de picar a la mañana temprano y el atardecer y lo hace siempre en el radio de 150 metros a la redonda de la casa.
-¿Se está fumigando en Varela?
-Sí. Estamos trabajando articuladamente con las Secretarías de Obras y de Ambiente. Ante un caso de dengue en un domicilio hay que hacer una fumigación en 200 metros a la redonda. En todos los casos confirmados lo hacemos. Al principio en forma puntual, y ahora, ante el aumento de casos, lo hacemos por zona. La fumigación es importante para el mosquito que anda volando, pero lo más importante es el descacharrizado, girar los recipientes que están con agua, limpiar las canaletas… Hay que ser solidario. Yo cuido mi casa, pero también te estoy cuidando tu casa, y esto va generando una cadena de cuidado para evitar que esos mosquitos estén dando vueltas. Si en un barrio hay un acumulador, con tachos tirados, nos puede poner en jaque a todos.

(Ver nota completa en la edición de papel)


TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE